[sermón textual analítico expositivo]


El método analítico se usa con mejor efectividad en los textos largos, es decir, en porciones formadas por varios versículos, en los cuales se encuentran, no en cada palabra o frase, los principios para poderlos exponer como un plan general del sermón. Todo bajo un tema central, en el cual gira todo el sermón. Veamos.

Este tipo de sermones se les llama "expositivos", y su intención es esta, exponer detalladamente una porción de las escrituras. Veremos un tipo de sermón como tal más adelante. Veremos algunos ejemplos a continuación, los cuales nos mostrarán la aplicación de los métodos analítico y la inversión de términos.

No es posible la formulación homilética de sermones expositivos si no es por un método analítico, ya que se trata de pensamientos diseminados en un largo pasaje, y no de un solo texto que se divide en partes. Por esta razón, sin las frases analíticas que relacionan sus partes con el teme central, no tendrían sentido las frases escriturales que se escogen para comentar. Veamos Ezequiel 11:19-21.


19 Y les daré un corazón, y un espíritu nuevo pondré dentro de ellos; y quitaré el corazón de piedra de en medio de su carne, y les daré un corazón de carne,20 para que anden en mis ordenanzas, y guarden mis decretos y los cumplan, y me sean por pueblo, y yo sea a ellos por Dios.21 Mas a aquellos cuyo corazón anda tras el deseo de sus idolatrías y de sus abominaciones, yo traigo su camino sobre sus propias cabezas, dice Jehová el Señor.(VRV60).

El tema sugerido es "El Cambio", su título propuesto sería "Dios puede hacer un cambio verdadero". Veamos su desarrollo a continuación.

  • I. Su autor. "Dios". Muchas personas, pero muchas, creen que pueden ser los autores del cambio en la vida de una persona usando La Palabra. Pero su único autor es Dios, nosotros somos sólo instrumentos en sus manos.
  • II. El cambio que produce. "Corazón y espíritus nuevos". Es fácil cambiar de móvil ó celular, zapatos, camisa, anteojos, hasta de calzoncillos. Este cambio sobrenatural sólo Dios es capaz de realizarlo perfectamente.
  • III. La obediencia que demanda. "Para que anden y guarden". El propósito de Dios es mostrarnos la manera mejor, no sólo la buena y la mala.
  • IV. La bendición que da. "Serán mi pueblo". Todos deseamos pertenecer a... Él nos hace suyos. Nada nos faltará.
Veamos otra porción de las escrituras que nos mostrará el hilo de pensamiento en este tipo de sermón. Tomemos el Salmo 73:24-26.

24 Me has guiado según tu consejo, Y después me recibirás en gloria. 25 ¿A quién tengo yo en los cielos sino a ti? Y fuera de ti nada deseo en la tierra. 26 Mi carne y mi corazón desfallecen; Mas la roca de mi corazón y mi porción es Dios para siempre.

El tema no es muy rebuscado, pero, tiene que corroborarse con el desarrollo de la idea o tema de esta porción. Yo propongo "Dios", y como título "Lo que Dios es para el creyente". Veamos si concuerda con la idea en desarrollo: Para el creyente, Dios es...
  • I. Su guía (24).
  • II. Su roca (26).
  • III. Su porción (26).
Observemos que en el primer bosquejo todo el desarrollo gira alrededor de la palabra "cambio", y en el segundo en la persona de Dios. Este es la ventaja de tener un tema que une y da cohesión al sermón.

En ambas porciones bíblicas hay mucha más palabras frases interesantes que provocan al expositor a comentarlas, pero para que el sermón siga un plan, deben de tomare sólo aquellas que tienen relación con el tema y su idea central, desarrollándolas con suficiente extensión para que el conjunto forme un sermón interesante, edificante, y que deseamos llevar a los oyentes.

Nos vemos en la siguiente entrega, esperando que todos puedan disfrutar un poco esta semana santa. Bendiciones, y que el Cristo resucitado actúe poderosamente en cada uno de ustedes.

4 comentarios:

  1. Dios los guarde grandemente y la paz del Señor este con ustedes, para mi ha sido una gran vendicion este minicurso, para desarrollar bien los temas y sermones explican bien claro y muy facil para entenderlo,cada dia Dios les desabiduria para edificar el pueblo de Dios.

    ResponderEliminar
  2. Carmaen Alicia Moreno4 de mayo de 2009, 13:12

    carmen Alicia: dice, Dios los guarde grandemente y la paz del Señor este con ustedes, para mi ha sido de exitoete minicurso, para desarrollar bien los temas y sermones porque ustedes lo escriben bien claro y facil de entender, y es una
    alluda grande para el pueblo de Dios para trazar bien la Palabra escribo de venezuela

    ResponderEliminar
  3. Una gran bendición este minicurso de Homilética (anónimo).

    Gracias por comentar en el Blog, cada vez es más raro que alguien lo haga, no es un tema para todos, y me alegro de que pueda compartir su sentir en el Blog.

    Espero seguir siendo de bendición, y añadir más elementos que sean de utilidad para todo el pueblo de Dios.

    Bendiciones, y espero siempre sus comentarios. Hasta pronto.

    ResponderEliminar
  4. Un éxito este minicurso de Homilética (Carmen, desde Venezuela).

    Gracias, Dios le bengiga por el ánimo que infunde en mi persona para seguir adelante. Me llena de alegría el saber que Dios obra a través de este material para bendecir a otros, instruir y llevar herramientas útiles a los que gustan de predicar como yo.

    Gracias infinitas, y espero siempre sus comentarios Carmen. Hasta pronto.

    ResponderEliminar

Puede hacer sus comentarios y observaciones a continuación...